Problemas con el transporte de mercancías

La proximidad de las fechas navideñas, y el miedo al problema mundial que existe con el transporte marítimo de mercancías, ha provocado que muchos minoristas estén fletando sus propios barcos para asegurar los suministros.

Las empresas alquilan solo el espacio que necesitan para los bienes que están moviendo, compartiendo el coste del flete con el resto de empresas que lo estén usando. Cuando una empresa realiza envíos con un transportista u otro intermediario, el precio de alquilar un contenedor desde el origen hasta el destino final puede ascender a 10.000 dólares cada uno.

Sin embargo, la situación de cuello de botella, que la pandemia de COVID ha provocado a nivel mundial, es insostenible para muchas empresas, que ven como sus suministros llegan con varios meses de retraso.

Ante esto, los grandes minoristas han encontrado una solución alquilando para uso exclusivo estos barcos portacontenedores. Solución a corto plazo que eleva el precio del transporte, pero que asegura que los tiempos de entrega no se vean tan retrasados.

Por otro lado, tiene un gran riesgo en este tipo inversión, Michael Zimmerman, socio de la firma de consultoría global Kearney, dijo que: “Sí, ahora mismo hay ahorro y eficiencia, pero la empresa está alquilando el barco por dos o tres años. Y ese es un compromiso importante que deberá cumplir o subarrendar posteriormente a pérdidas si el mercado de contenedores se da la vuelta y se hunde”.

Para más información: https://www.eleconomista.es/empresas-finanzas/noticias/11421668/10/21/Las-grandes-minoristas-fletan-sus-propios-barcos-para-no-quedarse-sin-productos-que-vender-en-Navidad.html

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on pinterest
Share on email